Somos compatibles, excepto con tu navegador, el cual no ha sido actualizado.

Para una mejor experiencia te recomendamos actualizarlo a la versión más reciente de IE, Google Chrome, Firefox o Safari.

View in English
  • Facebook
    14
  • Pinterest
    15
  • Guardar
    6
  • WhatsApp
  • Imprimir
    27

Bizcocho Cuatro Leches de Calabaza

  • Prep 20 min
  • Total 1 hr 55 min
  • Ingredientes 18
  • Porciones 8

Ingredientes

Para preparar el bizcocho:

1
taza de harina integral Gold Medal™
1/2
taza de azúcar morena
1 1/2
cucharitas de polvo de hornear
2
cucharitas de semillas de chia
2/3
tazas de leche (yo uso 2%)
2
cucharas de mantequilla (derretida), más extra para engrasar el molde
1/3
taza de calabaza fresca hecha al vapor y majada
1/4
cucharita de sal
1/2
cucharita de vainilla en polvo
1/2
cucharita de canela en polvo
1/2
cucharita de nuez moscada fresca, rallada

Para preparar las 3 leches:

6
oz de leche fresca 2%
6
oz de leche condensada
6
oz de leche evaporada

Para preparar la capa superior:

1
taza de crema espesa para batir (heavy whipping cream)
3
cucharas de leche condensada
1
cucharita de vainilla en polvo
1/2
cucharita de canela en polvo, para decorar

Información Nutricional

INFORMACIÓN NUTRICIONAL POR PORCIÓN

Porción: 1 porción
% Valor Diario
% Valor Diario*:
Intercambios:
Free
*Valores diarios basados en una dieta de 2,000 calorías.
No hay información nutricional disponible para esta receta

Consejos de expertos

Si deseas duplicar esta receta, usa un molde 9” x 13” y es posible que necesites usar tu horno grande si usas un molde grande. Aumenta el tiempo en que el horno está prendido a 30 minutos, pero igualmente, apaga el horno al cumplirse los 30 minutos y deja el bizcocho dentro por 1 hora aproximadamente. Para las 3 leches, con unir una lata de leche condensada, una lata de leche evaporada y la misma cantidad de una de ellas en leche fresca, ya tienes la cantidad perfecta para remojar el bizcocho.

¿Por qué le llamamos “cuatro leches” en vez del nombre tradicional de “tres leches”? Porque mi bizcochito de calabaza está impregnado del delicioso y dulce sabor de tres leches – leche condensada, leche evaporada y leche fresca – pero cubierto con una densa capa de crema batida hecha en casa, sumándole la cuarta leche de la receta. Otros bizcochos de tres leches tradicionales usan merengue como capa superior, pero como yo no uso huevos en mis recetas, no hay huevos ni en el bizcocho ni en el “frosting”. ¿Y qué usamos en la mezcla del bizcocho para sustituir los huevos? ¡Semillas de chia! Las semillas de chia son muy fáciles de conseguir en cualquier supermercado hoy en día. Y si en tu supermercado más cercano no las tienen, visita tu tienda de salud favorita que de seguro allí las tienen.

Instrucciones

  • 1 Para preparar el bizcocho: Precalienta tu horno tostadora a 350 °F.
  • 2 Engrasa el molde de hornear (yo uso un molde rectangular 8” x 6” x 2” o un molde redondo de 8”) con un poquito de la mantequilla. Ponlo a un lado.
  • 3 En un bol grande, mezcla todos los ingredientes secos: la harina, el azúcar, el polvo de hornear y las semillas de chia. Airéalos bien con una batidora de mano, así te aseguras que no hayan grumos de harina ni de azúcar negra.
  • 4 En otro bol combina la leche, la mantequilla derretida y la calabaza majada. Mézclalo bien con una batidora de mano para que sea una mezcla homogénea.
  • 5 Añádeselo lentamente a los ingredientes secos. Mézclalos bien usando la batidora de mano hasta que unan todos los ingredientes.
  • 6 Sazona la mezcla con la sal, vainilla, canela y nuez moscada.
  • 7 Vierte la mezcla en el molde engrasado. Puede parecer que es poca mezcla para el tamaño del molde, pero recuerda que al bizcocho le añadiremos 18 oz de leche y ellas ocupan espacio.
  • 8 Hornea el bizcocho por 20 minutos, hasta que el bizcocho haya crecido y esté un tanto doradito por encima. Al cabo de los 20 minutos, apaga el horno pero deja el bizcocho dentro para que se termine de cocinar con el calor que hay ya dentro del horno por unos 40 minutos más, para un total de 1 hora en el horno.
  • 9 Saca el bizcocho del horno y déjalo enfriar completamente en una rejilla de metal o donde le pueda circular el aire por todos lados.
  • 10 Cuando el bizcocho haya enfriado, perfóralo con un palillito de dientes o un tenedor. La idea es hacerle rotitos al bizcocho para que la mezcla de las 3 leches penetre el bizcocho. No importa que el bizcocho se vea feíto, lo vamos a cubrir con crema batida al final y nada de eso lo verá nadie.
  • 11 Para preparar las 3 leches: Mezcla las 3 leches en partes iguales en una taza de medir grande o en una jarrita pequeña.
  • 12 Vierte aproximadamente la mitad de las leches sobre el bizcocho. Es posible que no puedas añadir más porque las leches se pueden desbordar del molde. Eso no es problema, simplemente echa la cantidad que puedas y espera unas horas. El bizcocho habrá absorbido las leches y puedes ahora añadir la leche restante al molde del bizcocho.
  • 13 Si la temperatura en tu casa es fresca, puedes dejarlo en la encimera de la cocina hasta que las leches se absorban completamente. Si no, tapa el molde del bizcocho y guárdalo en la nevera durante toda la noche.
  • 14 Para preparar la capa superior: Al otro día, coloca la nata de batir fría de la nevera en un bol grande y comienza a batir con una batidora de mano eléctrica. Comienza con una velocidad baja y ve aumentando la velocidad poco a poco. Cuando ya la nata vaya haciendo burbujas, añade las cucharadas de leche condensada y la vainilla. Continúa batiendo hasta que la crema batida tenga una consistencia mediana. Una manera de saber es si cuando levantas las aspas de la batidora de mano, la crema batida hace un piquito que se cae suavemente.
  • 15 Con una espátula angulada vierte la crema batida sobre el bizcocho que ya debe haber absorbido todas las leches. Decóralo con un poco de canela espolvoreada por encima.

¿Por qué le llamamos “cuatro leches” en vez del nombre tradicional de “tres leches”? Porque mi bizcochito de calabaza está impregnado del delicioso y dulce sabor de tres leches – leche condensada, leche evaporada y leche fresca – pero cubierto con una densa capa de crema batida hecha en casa, sumándole la cuarta leche de la receta. Otros bizcochos de tres leches tradicionales usan merengue como capa superior, pero como yo no uso huevos en mis recetas, no hay huevos ni en el bizcocho ni en el “frosting”. ¿Y qué usamos en la mezcla del bizcocho para sustituir los huevos? ¡Semillas de chia! Las semillas de chia son muy fáciles de conseguir en cualquier supermercado hoy en día. Y si en tu supermercado más cercano no las tienen, visita tu tienda de salud favorita que de seguro allí las tienen.

Evalúa y Comenta

Madelyn Rodriguez Madelyn Rodriguez
October 15, 2015

¿Por qué le llamamos “cuatro leches” en vez del nombre tradicional de “tres leches”? Porque mi bizcochito de calabaza está impregnado del delicioso y dulce sabor de tres leches – leche condensada, leche evaporada y leche fresca – pero cubierto con una densa capa de crema batida hecha en casa, sumándole la cuarta leche de la receta. Otros bizcochos de tres leches tradicionales usan merengue como capa superior, pero como yo no uso huevos en mis recetas, no hay huevos ni en el bizcocho ni en el “frosting”. ¿Y qué usamos en la mezcla del bizcocho para sustituir los huevos? ¡Semillas de chia! Las semillas de chia son muy fáciles de conseguir en cualquier supermercado hoy en día. Y si en tu supermercado más cercano no las tienen, visita tu tienda de salud favorita que de seguro allí las tienen.