Somos compatibles, excepto con tu navegador, el cual no ha sido actualizado.

Para una mejor experiencia te recomendamos actualizarlo a la versión más reciente de IE, Google Chrome, Firefox o Safari.

View in English
  • Facebook
    6
  • Pinterest
    3
  • Guardar
    2
  • WhatsApp
  • Imprimir
    2

Té Helado de Durazno y Jengibre

  • Prep 30 min
  • Total 2 hr 0 min
  • Ingredientes 4
  • Porciones 10

Ingredientes

1
pedazo grande de jengibre (del tamaño de tu mano), pelado y cortado en pedacitos de 1/2 pulgada
2
duraznos, sin la semilla y cortado en pedacitos
10
tazas de agua
3/4
de taza de miel

Información Nutricional

INFORMACIÓN NUTRICIONAL POR PORCIÓN

Porción: 1 porción
% Valor Diario
% Valor Diario*:
Intercambios:
Free
*Valores diarios basados en una dieta de 2,000 calorías.
No hay información nutricional disponible para esta receta

Consejos de expertos

Si quieres un sabor de jengibre y picante más intenso, deja los pedacitos de jengibre en el té. No los cueles.

Durante los días de verano, necesitamos un té helado dulce, lleno de hielo y hasta picante para aliviar la sed. Déjame presentarte a tu nuevo mejor amigo del verano: el té helado de durazno y jengibre. Pero primero compartiré algunas cosas que aprendí sobre el jengibre. Yo utilizo duraznos frescos para darle un toquecito dulce y veraniego. Se complementan de maravilla con el jengibre y encima será la bebida perfecta para calmar el calor. Siempre es mi trago predilecto durante el verano. Anímate a probarlo… ¡te garantizo que te hará sentir mejor!

Instrucciones

  • 1 En una olla grande sobre fuego medio-alto, agrega jengibre, la mitad de los pedacitos de durazno y 7 tazas de agua.
  • 2 Deja hervir por 15 minutos. Retira del fuego y deja que la fruta y el jengibre se remojen en el agua por un mínimo de 30 minutos.
  • 3 En una jarra grande, agrega 3 tazas de agua y miel. Mezcla hasta que la miel se disuelva en el agua. Agrega el resto de los duraznos.
  • 4 Una vez que el agua de jengibre y duraznos se enfríe, retira los pedacitos de jengibre del agua y colócalos en el agua con miel.
  • 5 Mezcla bien y deja enfriar toda la noche en el refrigerador. Sirve con hielo y disfruta.

Durante los días de verano, necesitamos un té helado dulce, lleno de hielo y hasta picante para aliviar la sed. Déjame presentarte a tu nuevo mejor amigo del verano: el té helado de durazno y jengibre. Pero primero compartiré algunas cosas que aprendí sobre el jengibre. Yo utilizo duraznos frescos para darle un toquecito dulce y veraniego. Se complementan de maravilla con el jengibre y encima será la bebida perfecta para calmar el calor. Siempre es mi trago predilecto durante el verano. Anímate a probarlo… ¡te garantizo que te hará sentir mejor!

Evalúa y Comenta

Nicole Presley Nicole Presley
October 14, 2015

Durante los días de verano, necesitamos un té helado dulce, lleno de hielo y hasta picante para aliviar la sed. Déjame presentarte a tu nuevo mejor amigo del verano: el té helado de durazno y jengibre. Pero primero compartiré algunas cosas que aprendí sobre el jengibre. Yo utilizo duraznos frescos para darle un toquecito dulce y veraniego. Se complementan de maravilla con el jengibre y encima será la bebida perfecta para calmar el calor. Siempre es mi trago predilecto durante el verano. Anímate a probarlo… ¡te garantizo que te hará sentir mejor!