Somos compatibles, excepto con tu navegador, el cual no ha sido actualizado.

Para una mejor experiencia te recomendamos actualizarlo a la versión más reciente de IE, Google Chrome, Firefox o Safari.

View in English
  • Facebook
    11
  • Pinterest
    8
  • Guardar
    17
  • WhatsApp
  • Imprimir
    17

Trucha Adobada al Horno

  • Prep 10 min
  • Total 1 hr 5 min
  • Ingredientes 9
  • Porciones 2

Ingredientes

1
taza de agua
3
chiles guajillos
2
ajos pelados
1
rodaja de una pulgada de cebolla amarilla
3
cucharadas soperas de vinagre de champaña
1/2
cucharada de orégano seco
1/4
cucharadita de sal
2
filetes de trucha
2
tazas de espinaca (opcional)

Información Nutricional

INFORMACIÓN NUTRICIONAL POR PORCIÓN

Porción: 1 porción
% Valor Diario
% Valor Diario*:
Intercambios:
Free
*Valores diarios basados en una dieta de 2,000 calorías.
No hay información nutricional disponible para esta receta

Consejos de expertos

Puedes hacer el adobo con anticipación. Mantenlo en el refrigerador en un envase hermético hasta antes de usar.

Compra el pescado más fresco. Si lo compras el mismo día que lo prepararás, aún mejor.

Tengo muy lindos recuerdos de mi niñez, cuando cada año mis papás nos llevaban a la playa, normalmente a Zihuatanejo o Acapulco en México. A mí me gusta mucho el pescado, pero cuando era niña las únicas veces que lo comíamos era cuando estábamos en la playa. Mi papá me cuenta mucho de las veces que nos pedían un pescado completo a mi hermano y a mí, y nos lo comíamos enterito. Ahora que tengo hijos procuro ofrecerles pescado una vez a la semana. No sólo es delicioso y muy fácil de preparar, sino que mis hijos se lo comen muy bien y eso me da mucho gusto. ¿Qué más puede pedir una madre? Cuando los niños se comen lo que preparamos, nos llenamos de orgullo. La trucha es uno de esos pescados muy fáciles de cocinar y su sabor es delicioso. Es muy similar al salmón, aunque puedes encontrar diferentes variedades. Yo te aconsejo que vayas a una pescadería a comprarlo si hay una en tu ciudad. Si no, pregunta en el área de pescados y mariscos de tu supermercado favorito. Eso es lo que hice yo, ya que a veces le ponen diferentes nombres y es difícil de encontrar. En mi caso, por ejemplo, encontré trucha llamada steelhead, muy similar al salmón en color y consistencia. Esta receta está llena de sabor y se prepara muy rápido; el adobo le da un color muy lindo al platillo. ¡Espero que te guste!

Instrucciones

  • 1 Pon la taza de agua a calentar y cuando suelte el hervor, apaga el fuego y añade los chiles guajillos limpios y desvenados, la cebolla y los ajos. Tapa y deja reposar por 25 minutos o hasta que los chiles guajillos estén suaves. Mientras tanto toma papel de estaño y cubre una charola para hornear.
  • 2 Pre-calienta el horno a 400°F.
  • 3 En una licuadora o procesador de alimentos, agrega los chiles, cebolla, ajo, vinagre, sal, orégano y cuatro cucharadas soperas del agua donde se remojaron los chiles. Muele hasta que todos los ingredientes se hayan integrado muy bien y formen una pasta. De ser necesario puedes agregar más agua, pero hazlo de cucharada en cucharada, el adobo debe ser una pasta no una salsa.
  • 4 Limpia los filetes de trucha y sazónalos muy bien. Ten cuidado de no remover la piel.
  • 5 Coloca los filetes en la charola para hornear con la piel debajo; verás la carne roja encima. Cubre abundantemente con el adobo, y hornea por 25-30 minutos. Sabrás que están cocidos cuando con la ayuda de un tenedor, veas que el pescado se desmenuza sin problemas.
  • 6 Usando una espátula, separa el filete de la piel cuidadosamente y coloca el pescado sobre una cama de espinaca, o de alguna otra ensalada si así lo prefieres. Sirve inmediatamente. ¡Buen provecho!

Tengo muy lindos recuerdos de mi niñez, cuando cada año mis papás nos llevaban a la playa, normalmente a Zihuatanejo o Acapulco en México. A mí me gusta mucho el pescado, pero cuando era niña las únicas veces que lo comíamos era cuando estábamos en la playa. Mi papá me cuenta mucho de las veces que nos pedían un pescado completo a mi hermano y a mí, y nos lo comíamos enterito. Ahora que tengo hijos procuro ofrecerles pescado una vez a la semana. No sólo es delicioso y muy fácil de preparar, sino que mis hijos se lo comen muy bien y eso me da mucho gusto. ¿Qué más puede pedir una madre? Cuando los niños se comen lo que preparamos, nos llenamos de orgullo. La trucha es uno de esos pescados muy fáciles de cocinar y su sabor es delicioso. Es muy similar al salmón, aunque puedes encontrar diferentes variedades. Yo te aconsejo que vayas a una pescadería a comprarlo si hay una en tu ciudad. Si no, pregunta en el área de pescados y mariscos de tu supermercado favorito. Eso es lo que hice yo, ya que a veces le ponen diferentes nombres y es difícil de encontrar. En mi caso, por ejemplo, encontré trucha llamada steelhead, muy similar al salmón en color y consistencia. Esta receta está llena de sabor y se prepara muy rápido; el adobo le da un color muy lindo al platillo. ¡Espero que te guste!

Evalúa y Comenta

Silvia Martinez Silvia Martinez
October 13, 2015

Tengo muy lindos recuerdos de mi niñez, cuando cada año mis papás nos llevaban a la playa, normalmente a Zihuatanejo o Acapulco en México. A mí me gusta mucho el pescado, pero cuando era niña las únicas veces que lo comíamos era cuando estábamos en la playa. Mi papá me cuenta mucho de las veces que nos pedían un pescado completo a mi hermano y a mí, y nos lo comíamos enterito. Ahora que tengo hijos procuro ofrecerles pescado una vez a la semana. No sólo es delicioso y muy fácil de preparar, sino que mis hijos se lo comen muy bien y eso me da mucho gusto. ¿Qué más puede pedir una madre? Cuando los niños se comen lo que preparamos, nos llenamos de orgullo. La trucha es uno de esos pescados muy fáciles de cocinar y su sabor es delicioso. Es muy similar al salmón, aunque puedes encontrar diferentes variedades. Yo te aconsejo que vayas a una pescadería a comprarlo si hay una en tu ciudad. Si no, pregunta en el área de pescados y mariscos de tu supermercado favorito. Eso es lo que hice yo, ya que a veces le ponen diferentes nombres y es difícil de encontrar. En mi caso, por ejemplo, encontré trucha llamada steelhead, muy similar al salmón en color y consistencia. Esta receta está llena de sabor y se prepara muy rápido; el adobo le da un color muy lindo al platillo. ¡Espero que te guste!