Somos compatibles, excepto con tu navegador, el cual no ha sido actualizado.

Para una mejor experiencia te recomendamos actualizarlo a la versión más reciente de IE, Google Chrome, Firefox o Safari.

View in English
  • Facebook
    0
  • Pinterest
    3
  • Guardar
    5
  • WhatsApp
  • Imprimir
    1

Ensalada de Endivias Belgas con Tofu Picante

  • Prep 15 min
  • Total 1 hr 15 min
  • Ingredientes 12
  • Porciones 12

Ingredientes

1
paquete (16 ozs) de tofu extra firme
1 1/2
cucharada sopera de vinagre balsámico
3 1/2
cucharadas soperas de vinagre de arroz
2
endivias belgas
2
cucharadas de aceite de oliva
2
dientes de ajo picados finamente
3
cucharadas soperas de cebolla blanca picada finamente
1
chile serrano picado finamente
1/2
cucharada de chile rojo seco quebrado
1
cucharadita de semillas de ajonjolí
1/2
cucharadita de azúcar
Sal
al gusto

Información Nutricional

INFORMACIÓN NUTRICIONAL POR PORCIÓN

Porción: 1 porción
% Valor Diario
% Valor Diario*:
Intercambios:
Free
*Valores diarios basados en una dieta de 2,000 calorías.
No hay información nutricional disponible para esta receta

Consejos de expertos

Para ahorrar tiempo puedes exprimir el tofu un día antes.

Puedes omitir uno de los chiles si no deseas que esté muy picante.

Esta receta es perfecta si estás buscando una ensalada calientita con un alto nivel de proteína. Es perfecta para un almuerzo en la época invernal. Es de hecho una de mis favoritas ya que combina dos sabores extraordinarios con diferentes texturas, tofu y endivias belgas. El tofu en sí no tiene sabor, lo que lo hace irresistible ya que puedes darle el sabor que tú desees. No tengas miedo de usarlo; una vez que sabes cómo cocinarlo te aseguro que lo servirás mucho en tus platillos. En esta ensalada el tofu es marinado en vinagre, cocinado con ajo y chiles, esta combinación es perfecto complemento de las endivias belgas ligeras y crujientes. Y cuando te hablo de texturas, me refiero a lo crujiente de las endivias y lo suave y cremoso del tofu. ¡Te aseguro que te encantará! Si nunca has comido endivias belgas y no sabes como son, te cuento que parecen pequeños corazones de lechuga romana. Algunas personas dicen que parecen mini elotes, ya que las hojas se asemejan a las hojas de la milpa. Son pequeñas, de más o menos 5 pulgadas, y son de colores diversos. Yo usé las tradicionales amarillas. Cuéntame que te pareció mi receta.

Instrucciones

  • 1 Un día antes o una hora antes de servir, exprime el tofu: sácalo de su paquete, escurre el agua, córtalo a la mitad, coloca una toalla abajo y una toalla arriba. Coloca un platón o charola para hornear y ponle algo pesado encima. Déjalo así por una media hora. Esto exprimirá el agua extra que el tofu contiene.
  • 2 Después de la media hora, corta el tofu en cuadritos pequeños y colócalos en un plato hondo. Revuelve el vinagre balsámico con el vinagre de arroz y vierte 3 cucharadas de la mezcla (guarda las otras dos cucharadas) sobre el tofu. Tapa y deja reposar por media hora.
  • 3 Mientras tanto, toma las endivias belgas, corta la parte inferior y cuidadosamente desprende hoja por hoja hasta que llegues al corazón, donde las hojas son tan pequeñas que no podrás sacar más. Lava todas las hojas y escúrrelas.
  • 4 Calienta el aceite de oliva en una sartén, agrega el ajo y sin dejar de mover, cocina por un minuto. Baja la temperatura a calor mediano y agrega el tofu, déjalo cocinar por un minuto de cada lado, cuidando de que no se pegue a la sartén. Agrega la cebolla blanca y el chile serrano y deja que los sabores se integren por un par de minutos.
  • 5 Añade el resto del vinagre, chile rojo quebrado, ajonjolí, azúcar y sal al gusto, cocina por 5 minutos más hasta que todo el líquido del vinagre se haya desvanecido. Déjalo reposar por cinco minutos.
  • 6 Toma una hoja de endivias y rellénala con el tofu picante y continúa hasta que hayas rellenado todas las hojas. Sirve inmediatamente.

Esta receta es perfecta si estás buscando una ensalada calientita con un alto nivel de proteína. Es perfecta para un almuerzo en la época invernal. Es de hecho una de mis favoritas ya que combina dos sabores extraordinarios con diferentes texturas, tofu y endivias belgas. El tofu en sí no tiene sabor, lo que lo hace irresistible ya que puedes darle el sabor que tú desees. No tengas miedo de usarlo; una vez que sabes cómo cocinarlo te aseguro que lo servirás mucho en tus platillos. En esta ensalada el tofu es marinado en vinagre, cocinado con ajo y chiles, esta combinación es perfecto complemento de las endivias belgas ligeras y crujientes. Y cuando te hablo de texturas, me refiero a lo crujiente de las endivias y lo suave y cremoso del tofu. ¡Te aseguro que te encantará! Si nunca has comido endivias belgas y no sabes como son, te cuento que parecen pequeños corazones de lechuga romana. Algunas personas dicen que parecen mini elotes, ya que las hojas se asemejan a las hojas de la milpa. Son pequeñas, de más o menos 5 pulgadas, y son de colores diversos. Yo usé las tradicionales amarillas. Cuéntame que te pareció mi receta.

Evalúa y Comenta

Silvia Martinez Silvia Martinez
October 8, 2015

Esta receta es perfecta si estás buscando una ensalada calientita con un alto nivel de proteína. Es perfecta para un almuerzo en la época invernal. Es de hecho una de mis favoritas ya que combina dos sabores extraordinarios con diferentes texturas, tofu y endivias belgas. El tofu en sí no tiene sabor, lo que lo hace irresistible ya que puedes darle el sabor que tú desees. No tengas miedo de usarlo; una vez que sabes cómo cocinarlo te aseguro que lo servirás mucho en tus platillos. En esta ensalada el tofu es marinado en vinagre, cocinado con ajo y chiles, esta combinación es perfecto complemento de las endivias belgas ligeras y crujientes. Y cuando te hablo de texturas, me refiero a lo crujiente de las endivias y lo suave y cremoso del tofu. ¡Te aseguro que te encantará! Si nunca has comido endivias belgas y no sabes como son, te cuento que parecen pequeños corazones de lechuga romana. Algunas personas dicen que parecen mini elotes, ya que las hojas se asemejan a las hojas de la milpa. Son pequeñas, de más o menos 5 pulgadas, y son de colores diversos. Yo usé las tradicionales amarillas. Cuéntame que te pareció mi receta.