Somos compatibles, excepto con tu navegador, el cual no ha sido actualizado.

Para una mejor experiencia te recomendamos actualizarlo a la versión más reciente de IE, Google Chrome, Firefox o Safari.

View in English
  • Facebook
    2
  • Pinterest
    1
  • Guardar
    1
  • WhatsApp
  • Imprimir
    0

Bocaditos de Polenta con Manzana y Queso

  • Prep 25 min
  • Total 12 hr 55 min
  • Ingredientes 9
  • Porciones 72

Ingredientes

1
taza de harina de maíz (cornmeal) amarillo
1
taza de agua fría
2
¾ tazas de agua hirviendo
1
cucharadita de sal
2
cucharadas de cebolla rallada
1
cucharada de salvia fresca picada o 1 cucharadita de salvia seca
1
taza de queso Cheddar rallado (4 oz)
1
manzana chica sin pelar
Jugo
de 1 limón amarillo mediano (2 a 3 cucharadas)

Información Nutricional

INFORMACIÓN NUTRICIONAL POR PORCIÓN

Porción:
Calorías
20
Calorías derivadas de la grasa
10
% Valor Diario
Grasa total
1g
Grasa saturada
0g
Colesterol
0mg
Sodio
40mg
Carbohidratos totales
2g
Fibra dietética
0g
Proteína
1g
% Valor Diario*:
Hierro
0%
0%
Intercambios:
*Valores diarios basados en una dieta de 2,000 calorías.

Consejos de expertos

Prepara la polenta y déjala enfriar; córtala en triángulos y colócalos en el molde de pastel poco profundo. Rebana la manzana y mójala en el jugo de limón. Cubre y refrigera la polenta y las rebanadas de manzana por separado hasta por 4 horas. Ármalas y hornéalas como se indica.

Organiza los Bocados de Polenta con Manzana y Queso en un platón de colores, y adornado con hojas frescas de salvia y rebanadas de jamón cocido muy finas a un lado.

Usa polenta comercial para eliminar el paso de preparación de esta receta. Simplemente rebana la polenta, corta las rebanadas en cuartos y hornea como se indica.

Instrucciones

  • 1 Forra con papel aluminio un molde cuadrado para hornear de 8x8x2 pulgadas, dejando 1 pulgada de papel aluminio adicional en 2 lados opuestos del molde; engrasa el papel aluminio. Mezcla la harina de maíz y el agua fría en una cacerola de 2 cuartos de galón. Agrega el agua hirviendo y la sal. Cuece por unos 5 minutos, revolviendo constantemente, hasta que la mezcla hierva y se espese; reduce a fuego bajo. Incorpora la cebolla, salvia y media taza del queso. Cuece sin cubrir por 5 minutos, revolviendo de vez en cuando; retira del fuego.
  • 2 Vierte la mezcla de harina de maíz (polenta) en un traste para hornear. Cubre y refrigera al menos durante 12 horas, hasta que esté firme.
  • 3 Calienta el horno a 400ºF. Engrasa una charola de horno poco profunda de 15 ½ x10 ½ x1 pulgada. Saca la polenta del traste de hornear, usando los extremos de papel aluminio para levantarla. Corta la polenta en 6 tiras y éstas en 6 partes iguales para tener 36 cuadros. Corta cada cuadrado en diagonal para hacer 2 triángulos; coloca en una charola de pastel poco profunda. Hornea sin tapar por unos 15 minutos o hasta que se doren.
  • 4 Corta la manzana en rebanadas finas. Corta las rebanadas en cuartos. Impregna los trozos con el jugo de limón para que no se oxiden. Corona cada triángulo con 1 pieza de manzana. Espolvorea sobre los trozos de manzana la media taza de queso restante. Hornea por unos 5 minutos o hasta que el queso se derrita. Sirve ligeramente caliente.

Evalúa y Comenta