Somos compatibles, excepto con tu navegador, el cual no ha sido actualizado.

Para una mejor experiencia te recomendamos actualizarlo a la versión más reciente de IE, Google Chrome, Firefox o Safari.

English
Cut lemongrass

Lemongrass, el Ingrediente Secreto de la Cocina Vietnamita

By Elvira de las Casas, April 08, 2014
  • Facebook
    0
  • Pinterest
    0
  • Guardar
    0
  • WhatsApp
  • Enviar
    0

  • Facebook
    0
  • Pinterest
    0
  • Guardar
    0
  • WhatsApp
  • Enviar
    0

El lemongrass, citronella o hierba de limón, aunque originario de la India, es un ingrediente muy usado en la cocina vietnamita y tailandesa, donde los platos así condimentados adquieren un delicado sabor cítrico sin la acidez propia de la fruta.

Por primera vez pude saborear este condimento hace unos diez años, en un restaurante tailandés, y aún recuerdo un plato de camarones con leche de coco y lemongrass del que mis amigos y yo estuvimos hablando varios días seguidos.

Esta hierba se cultiva muy fácilmente, pues una vez plantada, vuelve a crecer año tras año. Se parece al ajoporro, y para aprovechar el bulbo hay que quitarle las capas externas, que son bastante duras, antes de llegar al tallo interior. En cuanto a las hojas, se usan en infusiones o para dar sabor a algunas recetas de pescado, aunque se desechan antes de servir el plato.

Como su sabor es algo picante, debe agregarse en pocas cantidades a las sopas, guisos, ensaladas y salsas. En la comida vietnamita se encuentra muchas veces combinado con jengibre, ajo, chile y cilantro, y es muy usado para adobar carnes, así como en las sopas agridulces.

Para extraer todo el sabor y el aroma del bulbo, conviene aplastarlo un poco, como si fuera un diente de ajo, antes de incorporarlo a la comida.

Se puede adquirir en las tiendas asiáticas y latinas; si se compra seco, debe remojarse en agua caliente antes de usarlo, pero también se vende fresco, en manojos y congelado.

Si nunca has usado lemongrass para cocinar, te recomiendo sazonar unos camarones con una pasta hecha en el procesador de alimentos. Combínalo con cebollinos, jengibre y ajo y luego sazona esta mezcla con sal, leche de coco y jugo de limón. Marina los camarones en esta salsa por unas cuatro horas, en el refrigerador, y luego hazlos a la parrilla.

El salmón también queda riquísimo, sazonado con jugo de naranja, vino blanco, cebolla, ajo y lemongrass; después se cocina a fuego lento, en un poco de caldo de pollo.

O, si lo prefieres, marina la carne antes de hacerla al barbecue, en salsa de soya, vinagre de arroz, vino, jugo de limón, aceite de sésamo, albahaca, menta, lemongrass, cacahuates triturados, pasta de chile y sal de ajo. Te va a encantar su sabor, y poco a poco este ingrediente formará parte de tu cocina. ¿Conoces otras recetas?

popped Elvira de las Casas
Aunque nací en Cuba, he vivido en Estados Unidos durante 22 años, y he trabajado como reportera y editora de varias publicaciones. Soy madre de dos hijos, tengo tres nietos y un marido maravilloso. Él decidió casarse conmigo después probar mi receta de frijoles colorados, lo que demuestra que el amor entra por la cocina. Contrariamente a la creencia popular, los cubanos sólo comen carne de cerdo y frijoles negros en la víspera de Navidad y otras fiestas. El resto del tiempo, tenemos una gran variedad de recetas para elegir. La tradición culinaria cubana ha ido evolucionando desde la época colonial y tiene influencias africanas. Es un crisol de culturas riquísimas. Los invito a probar un bocado.

Comentario