Somos compatibles, excepto con tu navegador, el cual no ha sido actualizado.

Para una mejor experiencia te recomendamos actualizarlo a la versión más reciente de IE, Google Chrome, Firefox o Safari.

English
Spiral pastries

El Kouign-amann: la Deliciosa Competencia del Famoso Croissant

By Luciana Lamberto, May 16, 2014
  • Facebook
    0
  • Pinterest
    0
  • Guardar
    0
  • WhatsApp
  • Enviar
    0

  • Facebook
    0
  • Pinterest
    0
  • Guardar
    0
  • WhatsApp
  • Enviar
    0

Si no estás familiarizado con el nombre kouign-amann puede sonarte a un plato de la cocina árabe, pero en realidad es un dulce creado hace más de un siglo en Francia, y que por estos días le está quitando protagonismo al exquisito y famoso croissant.

Este pastry es, básicamente, un pastel en forma redonda, de masa parecida al hojaldre, con capas de mantequilla y mucha azúcar; tiene su origen en 1860, en la ciudad de Douarnenez, Francia. “Kouign” significa torta y “amann” mantequilla. Yo lo defino como una mezcla entre un croissant relleno y un pastelito argentino, pero sin el aceite.

Este dulce es tan delicioso que muchos de los que lo prueban dicen que ha superado en sabor al croissant, y quieren aprender a hacerlo en casa, o al menos hacer la prueba, algo que yo todavía no he experimentado, pero que espero algún día tener la audacia de hacerlo.

Digo “audacia”, porque quienes lo han hecho y comparten su experiencia en línea aseguran que la receta no es difícil pero requiere de mucha paciencia y bastante tiempo, algo que, como mamá de dos pequeñas, no tengo en abundancia por estos días (y que, valga la acotación, espero recuperar alguna vez).

Algo que también es muy importante a la hora de preparar kouign-amann es usar manteca real, no substitutos, porque el resultado no será el mismo.

Con un toque latino

El tradicional kouign-amann se sirve con relleno de fruta fresca y chocolate, pero también puede hacerse con otros ingredientes, como, por ejemplo, el dulce de leche, que seguro reinventa, de cierta forma, el sabor de esta fantástica creación francesa.

También se podría usar arequipe, o guayaba. Yo también probaría dulce de membrillo, y también de batata, algo que me hace recordar a los pastelitos que comía de pequeña, en mis vacaciones, los días de lluvia, y que preparaba una vecina, quien, estoy segura, sería maravillosa haciendo kouign-amann para todo el barrio.

Espero que te animes a probar uno si no lo has hecho hasta ahora, y si no te atreves a prepararlos en casa, te cuento un secreto: algunas tiendas los venden congelados–sólo intenta hacerlos cuando nadie te vea, así sorprendes a tu familia con tus “nuevas” habilidades.

¿Conocías este delicioso pastry?

popped Luciana Lamberto
Lejos de ser una verdadera experta culinaria, mi pasión radica en aprender y compartir todo lo que implica la preparación de una comida, la historia detrás de una receta, y las historias que siguen después de una reunión alrededor de una mesa. Nací y me crie en Argentina, y soy amante del vino, una bebida que me acostumbré a apreciar con la familia. Mi padre me enseñó ya que el es un connoisseur de vino. Como lo hago con la comida, me encanta narrar las experiencias de cada copa de vino, ya sea con amigos, la familia o sola. Espero que disfruten de estas historias.

Comentario