English
Celebremos el Coffee Break Day

Celebremos el Coffee Break Day

By Constanza Morales Oliver, January 20, 2013
Error al añadir a los favoritos Ha ocurrido un error mientras movías tus favoritos. X
Error al añadir a los favoritos Ha ocurrido un error mientras movías tus favoritos. X

Algunas de las mejores y más profundas conversaciones que he disfrutado en mi vida no se han llevado a cabo en un ambiente formal de academia ni he dispuesto de exóticos y complicados tragos. En la mayoría de los casos me ha bastado con un sencillo pero reconfortante cafecito. Y es que al café lo identificamos con muchas cosas. Su aroma deleita, su cafeína despierta y su sabor enamora. Pero la acción de tomar el café también toma vida por cuenta propia.

Una de las actividades más asociadas al consumo de café es el llamado “coffee break” o descanso laboral, pausa tan esencial como extendida que el 20 de enero se celebra el National Coffee Break Day. Te invito a que aproveches el poder inexplicable de tertulia social del café para que disfrutes de una tacita en tu casa, el trabajo o donde decidas llevar a cabo tu pausa.

No necesariamente hay que consumir café durante estos recesos, pero pocas veces he presenciado ambientes de oficina u hogares en los que esta bebida no esté presente. Se puede decir que, sin ser una bebida alcohólica, el café es un “lubricante social”, ya que facilita la interacción entre personas y el flujo de conversaciones que van de lo mundano a lo trascendental.

Y este concepto del coffee break no resulta para nada ajeno en la cotidianidad latinoamericana, donde el café con leche, el tintico o el cortadito son tan básicos como respirar. Y si quieres llevar el coffee break a otro nivel, acompaña tu café con antojitos como los pastelitos cubanos o unos churros, y disfruta de la vida sin pausa pero sin prisa.

popped Constanza Morales Oliver
Nací en Colombia pero me convertí en boricua después del matrimonio. Yo nací para ser periodista, pero también siento una gran pasión por la literatura infantil. Me mudé al sur de Florida y pronto descubrí un fascinante mundo - ¡mi cocina! Cuando cocino, regreso a mis raíces periodísticas: investigo y exploro. Me gusta pensar en mi cocina como una biblioteca, donde el elemento más importante es un viejo tarjetero lleno de recetas, notas y sugerencias acerca de mis descubrimientos. Mi familia es muy diversa, y como tal, mis platos favoritos son los que honran la diversidad que define la cocina latina. Después de todo, creo que esa es la mejor manera de reinventar nuestras tradiciones y asegurar que sobrevivan generación tras generación.

Comentario