Somos compatibles, excepto con tu navegador, el cual no ha sido actualizado.

Para una mejor experiencia te recomendamos actualizarlo a la versión más reciente de IE, Google Chrome, Firefox o Safari.

English
verduras en canastas

Mi Segunda Aventura en el Mercado de Granjeros Local

By Katia Ramírez Blankley, May 21, 2013
  • Facebook
    0
  • Pinterest
    0
  • Guardar
    0
  • WhatsApp
  • Enviar
    0

  • Facebook
    0
  • Pinterest
    0
  • Guardar
    0
  • WhatsApp
  • Enviar
    0

Aunque los domingos son días de descanso, a mí me gusta levantarme temprano, ponerme ropa cómoda, hacer una lista de las cosas que necesito comprar, agarrar mis bolsas reciclables y emprender el camino hacia el mercado de los agricultores.

Esta semana de nuevo regresé al mercado de Studio City, y al llegar me fui directo al “carrito cafetero”; bueno así lo llamé porque tenían café de Oaxaca, Veracruz, Chiapas, Colombia y Costa Rica. Se podía pedir el café tostado y sin tostar. Aparte del costarricense, me gustó el café oaxaqueño regular, sin tostar, sin azúcar ni leche.

Y con café en mano, comencé el recorrido por cada uno de los coloridos y aromáticos puestos de este concurrido mercado.

Mi primera parada fue con el señor de las legumbres, al que le compré espinacas, zanahorias, lechugas, coles y betabeles. También tenían betabeles anaranjadas y calabazas en miniatura, en colores verde y amarillo.

Después pasé por el puesto de los orientales conocidos de mi amiga. Tenían unas hierbas con nombres muy exóticos que nunca antes había escuchado, como ‘sorrel’, buenas para la digestión. También tenían albahaca verde, hojas de laurel frescas y epazote, tan rico en quesadillas de queso o frijoles de la olla.

Esta semana las flores en el mercado estaban hermosas. Había muchos ‘Pensamientos’, las flores con pétalos pequeños de color lila, amarillos, rosas y morados. Tienen fama de exóticas y se pueden comer porque son orgánicas y están libres de pesticidas.

Las frutas se las compré a don Pancho, que me sorprendió con unas sabrosas y dulces naranjas de un color morado intenso en su interior. Me dijo que las podía comer solitas o agregar en gajos a la ensalada.

Al lado de don Pancho encontré un puesto que no vi la semana anterior, con una variedad increíble de hongos. Parecían como ramilletes de flores secas en canastitas de madera. Tenían hongos silvestres y otros más conocidos como el chaterelle, morillas, cremini, setas, shitake, porcini, portobello… ¡Hasta trufas blancas y negras!

Esto es lo que más me gusta de los mercados del agricultor o Farmers Market, que puedes encontrar alimentos que normalmente no se consiguen en los supermercados regulares.

Me compré una canastita con muchas clases hongos y me fui a casa a preparar una rica sopa de champiñones, con unas ramitas de epazote y un toque de chile de árbol. Una linda manera de terminar mi domingo.

Si todavía no visitas un mercado de agricultores en tu comunidad, te invito a que lo hagas… es una experiencia única. Ahora que ya eres una experimentada compradora, entonces cuéntanos ¿qué es lo más exótico que has encontrado?

popped Katia Ramírez Blankley
Nací en San José, Costa Rica, y cuando era niña era la fiel compañera de mi abuela en la cocina. Para mí, la comida no es solo satisfaciente. Nuestros platos tradicionales, nuestros dulces y recetas de nuestras abuelas son una parte de nosotros, y cuando emigraos, estos son los lazos que nos mantienen conectados a nuestros países. Me encanta crear nuevas recetas, así como rescatar recetas tradicionales que han sido olvidadas. He estudiado nutrición, periodismo y tengo un título en artes culinarias. Trabajo como editora de la alimentación y estilo de vida, y como escritora para periódicos y revistas en los EE.UU. por más de 25 años. Vivo en Los Ángeles con mi esposo, tres hijos y tres nietos.

Comentario