Somos compatibles, excepto con tu navegador, el cual no ha sido actualizado.

Para una mejor experiencia te recomendamos actualizarlo a la versión más reciente de IE, Google Chrome, Firefox o Safari.

English
A Tu Salud con Gabriela Traña

A Tu Salud con Gabriela Traña

By Katia Ramírez Blankley, April 30, 2014
  • Facebook
    0
  • Pinterest
    0
  • Guardar
    0
  • WhatsApp
  • Enviar
    0

  • Facebook
    0
  • Pinterest
    0
  • Guardar
    0
  • WhatsApp
  • Enviar
    0

En los últimos 10 años, Gabriela Traña se ha convertido en la máxima figura del atletismo femenino de Costa Rica. Ha participado en Juegos Olímpicos, Panamericanos, Centroamericanos, Iberoamericanos y del Caribe, donde ha logrado recopilar un importante número de medallas de oro, plata y bronce para su país.

Traña también es licenciada en nutrición y cuando no está entrenando para una competencia, trabaja en una clínica privada o dicta conferencias y seminarios para motivar a la juventud.

“Creo que los jóvenes se meten en problemas por falta de metas y objetivos, y el deporte los puede ayudar a desarrollar una vida independiente, responsable y clara”, dice la corredora. “Al entrenar, indistintamente del deporte que se trate, establecemos un compromiso primero con uno mismo, luego con el entrenador y luego con el equipo (aun cuando hablemos de un deporte individual). Después, viene un compromiso con la institución, con la comunidad y de repente con el país y el mundo entero”.

Como deportista, Gabriela conoce la importancia de una alimentación balanceada y a continuación ofrece algunos consejos:

  • No saltes ninguna comida. Cuando pasas muchas horas sin comer, estás más propensa a comer en exceso, después. Trata de hacer tres comidas principales, controlando el tamaño de las porciones, y dos meriendas nutritivas y pequeñas.
  • Ingiere alimentos ricos en fibra. Aumenta el consumo de fruta, verduras, cereales integrales y legumbres.
  • Toma buen cuidado de tu intestino. Come muchas frutas y verduras y bebe mucha agua. Incluye alimentos que sean fuente de probióticos como el yogurt, lácteos fermentados, sopa de miso y el chucrut (a base de repollo) para ayudar a mantener tu tracto digestivo balanceado.
  • Come más frutas, incluyendo las favoritos como naranjas, piñas, fresas, kiwi y todo tipo de verduras en ensaladas, guisos, sopas y similares.
  • Disminuye el consumo de sal. Trucos como usar más condimentos naturales como incluir chiles, cebolla, cilantro, apio, o sustituir la sal por especias como la pimienta o la nuez moscada, también ayudan. Además, cocina de manera sencilla, utilizando el horno y el método al vapor, para ‘descansar’ de los fritos y salsas.
  • Ejercicio físico. Recuerda que para que cualquier dieta sea efectiva, debes acompañarla de ejercicio físico. Camina, pasea, sal a correr, a andar en bicicleta, bailar, o ve al gimnasio.
  • Es importante que incluyas en el menú alimentos de los cinco grupos básicos, como lácteos, frutas, vegetales, granos y proteínas.
  • Consume calcio. El calcio es un mineral sumamente importante para todo ser humano porque es parte estructural de la masa ósea. Además interviene en los procesos de contracción muscular, fundamental en las actividades básicas del ser humano, seamos o no deportistas. La leche, el yogurt y el queso, bajos en grasas, son unas de las mejores opciones para consumir calcio.

Foto de Olman Mora

popped Katia Ramírez Blankley
Nací en San José, Costa Rica, y cuando era niña era la fiel compañera de mi abuela en la cocina. Para mí, la comida no es solo satisfaciente. Nuestros platos tradicionales, nuestros dulces y recetas de nuestras abuelas son una parte de nosotros, y cuando emigraos, estos son los lazos que nos mantienen conectados a nuestros países. Me encanta crear nuevas recetas, así como rescatar recetas tradicionales que han sido olvidadas. He estudiado nutrición, periodismo y tengo un título en artes culinarias. Trabajo como editora de la alimentación y estilo de vida, y como escritora para periódicos y revistas en los EE.UU. por más de 25 años. Vivo en Los Ángeles con mi esposo, tres hijos y tres nietos.

Comentario