En la Ciudad: Calle Ocho, Miami Beach | QueRicaVida.com
Calle Ocho en Miami

Si has estado en Miami pero no conoces Calle Ocho, digamos que te falta una pieza muy importante para vivir el alma de la ciudad. A mí me tomó años hasta que finalmente la curiosidad pudo más que el resto.

Calle Ocho se ubica en el corazón mismo de Miami, donde apenas llegues sentirás como si hubieras viajado a través del tiempo o saltado a otra realidad. La calle ocho se extiende desde las avenidas 12 hasta la 27. Si vas, te recomiendo que estaciones el carro en alguna parte y camines todas las cuadras que comprenden a la Pequeña Habana (Little Havana).

Mi primera experiencia fue todo “Uuuuh”, “Aaahh”…no podía despegar mis sentidos de querer absorber todo lo que veía, olía y escuchaba. No salía de mi asombro…en especial porque no tienes que ir muy lejos para experimentar la Pequeña Habana. Es como cuando vas Nueva York y te adentras en el alma del barrio chino. Una experiencia cultural única.

Volviendo a Calle Ocho, hallarás desde tiendas de cigarros hechos a mano, carnicerías, fruterías, verdulerías, botánicas, restaurantes típicos, las típicas ventanitas de cafecito, hasta parques para relajarte como el Parque Dominó o Parque Máximo Gómez, donde verás locales jugando dominó por horas.

A la vuelta de la esquina, si miras por donde caminas, te toparás con el Paseo de las Estrellas de la Pequeña Habana (parecido al paseo de Hollywood) donde actores, actrices, escritores, artistas y músicos latinoamericanos reciben su estrella de reconocimiento. Además de artistas, los héroes cubanos como José Martí, Antonio Maceo, entre otros, son reconocidos y recordados en el parque cementerio con monumentos en su honor.

Si buscas vivir el alma y la energía de Calle Ocho en su expresión plena, planea tu visita el último viernes de cada mes a partir de las 7 de la tarde que es cuando se llevan a cabo los Viernes Culturales; una fiesta pública en la calle con baile, música, comida, artistas locales, y entretenimiento para toda la familia.

También el domingo es el típico día relajado y tranquilo para que puedas recorrer los negocios y tiendas, o almorzar en uno de sus lugares tradicionales con platos típicos como El Pescador, El Pub, Versailles Restaurant, o simplemente para disfrutar de un café con leche a media tarde con un pastelito de guayaba con queso.

Publicado en: Destinos Culinarios, Qué hay de Rico

También te puede interesar...

Deja un comentario

Video Destacado
minipastel-limon

Mira y Prepara: Postrecitos de Pastel Key Lime sin Hornear

Como falta poco para Navidad, estamos todos en plena preparación y haciendo todo lo que podemos para asegurarnos de que …

En el Menú: Pillsbury

Publicidad


Publicidad
$(REMOTE_ADDR)